LA VERDAD

Este sitio es acerca la teología reformada tal como fue enseñada por los grandes e influyentes reformadores del siglo 16. El trabajo de ellos cambió la forma de ver el Cristianismo en términos de teología y liturgia. Fueron ellos que viendo la corrupción en la existente iglesia Católica desearon reformarla de acuerdo a Escritura, trayendo consigo la mas grande revolución religiosa y social que la historia de la iglesia haya sido testigo. Su legado sigue hoy en este siglo, y su influencia cambió Europa y dio nacimiento a los Estados Unidos de América.

domingo, junio 09, 2024

LA SALVACION ES PACTUAL, FAMILIAR Y GENERACIONAL

 

 


INTRODUCCION

Las escrituras ensenan que en el plan de Dios para redimir a su pueblo de sus pecados y darles la salvación su promesa incluye a toda la familia. Eso se ve en los primeros capítulos de Genesis en personajes como Adán, Noe, Abraham, Isaac, Jacob. Las promesas de Dios a Abraham y sus descendientes son explicitas en esto y claramente se ve que la salvación es pactual, familiar (hijos) y generacional (descendientes). En el nuevo pacto vemos la misma idea en el libro de los Hechos, los apóstoles

 

LO QUE ENSENA EL NUEVO TESTAMENTO

Analicemos algunos pasajes en el Nuevo Testamento en donde la promesa de salvación incluye a toda la familia, esto es esposa e hijos.

Hechos 11:11-14

10 Y esto se hizo tres veces, y volvió todo a ser llevado arriba al cielo.

 11 Y he aquí, luego llegaron tres hombres a la casa donde yo estaba, enviados a mí desde Cesarea. 12 Y el Espíritu me dijo que fuese con ellos sin dudar.

Fueron también conmigo estos seis hermanos, y entramos en casa de un varón, 13 quien nos contó cómo había visto en su casa un ángel, que se puso en pie y le dijo: Envía hombres a Jope, y haz venir a Simón, el que tiene por sobrenombre Pedro; 14 él te hablará palabras por las cuales serás salvo tú, y toda tu casa. 

Este texto es importante pues nos ensena que la salvación no era una experiencia individual aislada de su contexto familiar, sino que como vamos a ver incluye a la FAMILIA. Primeramente, el evento es cuando Pedro testifica a los ancianos judíos de Jerusalén que por revelación divina se le ordena a ir de Jope a Cesarea a la casa de un oficial centurión llamado Cornelio, soldado romano gentil. Este evento marca el momento en donde el evangelio pasa de ser un mensaje local y étnico a un mensaje universal para los gentiles (10:30-48).

La palabra “casa” viene del griego “Oikos” que se traduce como “edificio” en donde viven personas, pero también como “familia” la cual vive en el edificio (Oikos). La construcción gramatical implica que la salvación es para Cornelio y su familia (Oikos), en este caso oikos no se refiere al edificio, más bien a las personas (familia=hijos) que viven en la casa. Por lo tanto, la salvación no fue SOLO para Cornelio, pero para él y toda su familia. Veamos:

El propósito de esta visita esta en el v. 14,

“él te hablara palabras por las cuales serás salvo tu y tu toda tu casa”.

La construcción griega es así,

σωθήσῃ (salvar) σὺ (tu) καὶ (y) πᾶς (toda) (la) οἶκός (casa) σου (tu)

vemos que el adjetivo “pas” (toda)  modifica la palabra “oikos” (casa).

Que se traduce literalmente “serás salvo tu y TODOS LOS QUE VIVEN EN TU CASA” (incluye a niños, la familia entera)

La salvación por lo tanto en la mentalidad hebrea de los discípulos es para el creyente y TODA su casa, esposa e hijos.

 

Hechos 16:15

13 El día de reposo salimos fuera de la puerta, a la orilla de un río, donde pensábamos que habría un lugar de oración. Nos sentamos y comenzamos a hablar a las mujeres que se habían reunido.

 14 Y estaba escuchando cierta mujer llamada Lidia, de la ciudad de Tiatira, vendedora de telas de púrpura, que adoraba a Dios; y el Señor abrió su corazón[h] para que recibiera lo que Pablo decía. 15 Cuando ella y su familia[i] se bautizaron, nos rogó:

«Si juzgan que soy fiel al Señor, vengan a mi casa y quédense en ella». Y nos persuadió a ir.

Un elemento que debemos tener en cuenta y que nos va a ayudar lo que los apóstoles entendían por salvación es la palabra “casa.” En todos estos pasajes y otros que uno lea en el nuevo testamento, la palabra “casa”, en este contexto, significa los que viven en dentro de la casa. Vea explicación arriba.

En el texto de arriba vemos que una mujer llamada Lidia que estaba escuchando lo que Pablo predicaba, respondió al llamado de Dios y después de hacer profesión de fe y se bautizó en agua, rogó a Pablo y Timoteo se quedaran en su casa (Oikos). en este caso la palabra “oikos” se refiere al edificio o casa, sin embargo, ya que también en una casa vive la familia, palabra “Oikos” se refiere también a los habitantes de la casa, es decir, los h”ijos. Uno puede decir que el texto no dice “hijos”, pero este argumento es falso pues cuando se habla de “oikos” generalmente incluye a los hijos de cualquier edad. Se puede entonces concluir que la salvación, en esto también, no fue limitada a Lidia como persona, pero también incluye a los de su casa, en el original es más enfático, dice, “ella se bautizó y toda su familia.”

 

Hechos 16:31-34

29 Entonces él pidió luz y se precipitó adentro, y temblando, se postró ante Pablo y Silas, 30 y después de sacarlos, dijo: «Señores, ¿qué debo hacer para ser salvo?». 31 Ellos respondieron: «Cree en el Señor Jesús, y serás salvo, tú y toda tu casa».

32 Y le hablaron la palabra del Señor[m] a él y a todos los que estaban en su casa. 33 El carcelero los tomó en aquella misma hora de la noche y les lavó las heridas, y enseguida fue bautizado con todos los suyos. 34 Llevándolos a su hogar, les dio de comer[n], y se regocijó grandemente por haber creído en Dios con todos los suyos[o].

Este pasaje esta en la misma línea de salvación familiar como los otros anteriores, aquí otro gentil romano pregunta a Pablo y Silas “qué debe hacer para ser salvo,” a lo cual Pablo le responde, “cree en el Señor Jesucristo” (objeto de la fe) pero agrega “y serás salvo tu y tu casa”. Otra vez menos que la salvación NO es una decisión individual ajena a su descendencia, pero que inclcluye el “oikos’ o sea la familia, los hijos.

V. 32 dice “32 Y le hablaron la palabra del Señor[m] a él y a todos los que estaban en su casa.”

πᾶσιν τοῖς ἐν τῇ οἰκίᾳ αὐτοῦ= A TODOS AQUELLOS EN SU CASA

Y ¿Quiénes son los de su casa? Obviamente, SUS HIJOS, SIN EXCEPCION.

 

Hechos 18

Cuando Silas y Timoteo llegaron de Macedonia, Pablo comenzó a dedicarse por completo a la predicación de la palabra, testificando solemnemente a los judíos que Jesús era el Cristo…

Partiendo de allí, se fue a la casa de un hombre llamado Ticio Justo, que adoraba a Dios, cuya casa estaba junto a la sinagoga. Crispo, el oficial de la sinagoga, creyó en el Señor con toda su casa. También muchos de los corintios, al oír, creían y eran bautizados.

En este pasaje vemos algo interesante y también confirma que la salvación no es individual pero familiar. Aquí vemos que Pablo va a la casa de Ticio Justo que era creyente y vivía junto a una sinagoga. El oficial de la sinagoga cuyo nombre era Cristo, hace profesión de fe “creyó en el Señor CON TODA SU CASA.” Cuando vemos la construcción gramatical vemos esto,

ἐπίστευσεν τῷ κυρίῳ σὺν ὅλῳ τῷ οἴκῳ

“creyó en el Señor con toda su casa”

Fijese en el adjetivo “ὅλος” delante de “Oikos”. ὅλος,” significa “enteramente, completamente, en su totalidad”, cuando este adjetivo va delante del sustantivo “Oikos” esta diciendo que Crispo creyó “Y SU FAMILIA ENTERA EN SU TOTALIDAD” también creyó, esto indudablemente incluye a la familia, vemos aquí otra vez que la salvación no es individual, pero familiar.

 

1 corintios 1 16

16 También bauticé a los de la casa de Estéfanas; por lo demás, no sé si bauticé a algún otro. 

Aquí vemos otro pasaje que señala el hecho que la salvación es familiar, incluye a toda la casa “Oikos.” Pablo testifica que bautizó a la casa (Oikos) de Estéfanas. 

Dos cosas muy importantes 1) bautismo implica que hubo adultos que creyeron en el Señor Jeuscristo, y 2) Pablo no dice que “bautizó a Estéfanas” pero a LOS DE LA CASA DE ESTEFANAS.

Esta distinción es importante pues el texto pone en prominencia “a los de la casa” Oikos, es decir incluye a Estéfanas y los de su casa, es decir su familia, niños. Vemos otra vez que la salvación no es individual ni decisionista, pero pactual, familiar y generacional.

 

LA TEOLOGIA ABRAHAMICA, BASE DE LA SALVACION EN CRISTO

Ni Pablo ni Pedro predicaron un evangelio diferente de lo que Abraham predicó. Exacto, así como lo lee, Abraham predicó el evangelio de Cristo como lo vamos a ver, y justamente su mensaje es el mismo mensaje de los apóstoles.

Para entender el evangelio de Abraham veamos algunos textos claves en Genesis 12, 15 , 17 y 21.

Genesis 12      

          Y el Señor dijo a Abram:

«Vete de tu tierra,
De entre tus parientes
Y de la casa de tu padre,
A la tierra que Yo te mostraré.
Haré de ti una nación grande,
Y te bendeciré,
Engrandeceré tu nombre,
Y serás[
a] bendición.
Bendeciré a los que te bendigan,
Y al que te maldiga, maldeciré[
b].
En ti serán benditas todas las familias de la tierra».

El Señor se apareció a Abram y le dijo: «A tu descendencia[e] daré esta tierra». Entonces Abram edificó allí un altar al Señor que se le había aparecido. De allí se trasladó hacia el monte al oriente de Betel[f], y plantó su tienda, teniendo a Betel al occidente y Hai al oriente. Edificó allí un altar al Señor, e invocó el nombre del Señor. 

Esta es la base del mensaje pactual del evangelio de Jesucristo. Dios llama a Abraham de su circulo tribal para hacer de él una “nación grande” es decir una “familia de naciones y tribus.”Desde el principio vemos que el llamado de Dios aunque en un sentido es individual, es un llamado universal cosmológico y generacional. La frase “bendición” es lenguaje de salvación. Mas abajo en el v. 7 vemos que Dios bendecirá a su descendencia (familia y generacional) la tierra prometida. Por eso Pablo dice que somos “hijos de Abraham” por la fe. Cristianismo no es una novedad de una secta judía del primer siglo, cristianismo esta enraizado desde Abraham cuando es llamado de Ur de los Caldeos y sus bendiciones es no solo para su tiempo, pero también para nosotros en Cristo. Vea,

“Y la Escritura, previendo que Dios había de justificar por la fe a los gentiles, dio de antemano la buena nueva a Abraham, diciendo: En ti serán benditas todas las naciones. De modo que los de la fe son bendecidos con el creyente Abraham.” (Gal. 3)

 

GENESIS 13:14-17

14 Y el Señor dijo a Abram después que Lot se había separado de él: «Alza ahora los ojos y mira desde el lugar donde estás hacia el norte, el sur, el oriente y el occidente, 15 pues toda la tierra que ves te la daré a ti y a tu descendencia[i] para siempre. 16 Haré tu descendencia[j] como el polvo de la tierra; de manera que si alguien puede contar el polvo de la tierra, también tu descendencia[k] podrá contarse. 17 Levántate, recorre la tierra a lo largo y a lo ancho de ella, porque a ti te la daré»

Vemos otra vez el concepto y principio de familia en el plan de la redención. Abraham no es aislado de su realidad, ni un individuo solitario viajando a una tierra que no conoce. Al contrario, el llamado de Dios a Abraham tiene como propósito la redención del mundo a través la familia por generaciones en generaciones en toda la tierra, esto es la base de la salvación en Cristo y la razón teológica que los discípulos siempre predicaron que la salvación es “para el creyente y su familia.” No existe una salvación individualista decisional. La salvación es pactual, familiar y generacional.

 

GENESIS 15:4-5

Pero la palabra del Señor vino a él, diciendo: «Tu heredero no será este, sino uno que saldrá de tus entrañas, él será tu heredero». El Señor lo llevó fuera, y le dijo: «Ahora mira al cielo y cuenta las estrellas, si te es posible contarlas». Y añadió: «Así será tu descendencia[e]».

En la mente de Dios la salvación de la humanidad es familiar. En Dios la salvación es una promesa para 

la descendencia de Abraham (hijos y posteridad generacional), por eso Pablo dice “14 para que en Cristo Jesús la bendición de Abraham alcanzase a los gentiles, a fin de que por la fe recibiésemos la promesa del Espíritu.” (Gal, 3:14). 

Pablo entendió que la salvación o la bendición de Abraham no puede quedarse en el creyente, tal idea es auto derrotista, la promesa de la salvación debe ser para los herederos o descendientes, y para que esto sea para nosotros requiere creer en Jesucristo.

Dios prometa que la descendencia de Abraham es tan numerosa que no solamente esta confinada a sus descendientes biológicos (en parte) pero también a los descendentes por fe en Jesucristo.

 

GENESIS 17

Cuando Abram tenía 99 años, el Señor se le apareció, y le dijo:

«Yo soy el Dios Todopoderoso[a];
Anda delante de Mí, y sé perfecto[
b].
Yo estableceré[
c] Mi pacto contigo[d],
Y te multiplicaré en gran manera».

Entonces Abram se postró sobre su rostro y Dios habló con él:

«En cuanto a Mí, ahora Mi pacto es contigo,.
Y serás padre de multitud de naciones.
Y no serás[
e] llamado más Abram;
Sino que tu nombre será Abraham;
Porque Yo te haré padre de multitud de naciones.

Aquí vemos que la salvación es pactual. Dios hace un pacto perpetuo generacional para el y su descendencia. Dios promete multiplicar su descendencia bajo un pacto generacional.

Dios afirma que su pacto es CON ABRAHAM Y SU DESCENDENCIA (“serás salvo tu y toda tu casa).

Dios cambia el nombre de Abraham “de Abram a Abraham” y así este nombre es pactual no solo para el pero también para todos aquellos que tienen la fe de Abraham “ Sabed, por tanto, que los que son de fe, estos son hijos de Abraham” (Gal. 3:7).

CONCLUSION

Para concluir entonces basado en la evidencia pactual de Abraham en el libro de Genesis, y su vínculo teológico con la fe en Jesucristo que Pablo apóstol explica en Gálatas 3, se entiende que la salvación en Cristo es pactual, familiar y generacional.

 

Caesar Arevalo

No hay comentarios: